icono excelentemente mail

Envíanos un e-mail

contacto@excelentemente.org

icono excelentemente ubicacion

Visítanos

Jr. Rebagliati #166

icono excelentemente telefono

Contáctanos

996 644 350

tienda excelentemente

Nuestra tienda

Store Excelentemente

¿POR QUÉ TE CONVERTISTE EN PADRE O MADRE?

Padres con hijos – a mis padres – padres solteros

A menudo, encontramos razones como:

  • Me convertí en madre porque amaba a mi mamá y quería ser una.
  • Me convertí en padre porque tuve una infancia terrible y quería experimentar como sería tener una buena infancia.
  • Me convertí en madre porque tenía mucho amor para dar y quería dárselo a mi hijo/a.

¿Cuál es tu respuesta?

Me convertí en padre/madre porque: ________________________________________

Mito 1: Criar hijos es enfocarse en ellos.

Empezaré a contar la historia de Amanda, una joven alta de ojos marrones y de aspecto descuidado, tiene 20 años, refiere sentirse triste porque sus padres la obligan a estudiar medicina. A ella le gustaba preparar pasteles y cocinar; sin embargo, se ve forzada a culminar la carrera, que ya no disfruta estudiar a pesar de ser una estudiante destacada; más por el contrario, ha manifestado en varias oportunidades que desearía no seguir viva, ya que refiere que su familia le ha fallado, pensamiento que ha provocado que se convierta en una persona aislada y rebelde.     

Muchas veces tenemos fantasías acerca de cómo deberían ser nuestros hijos, según nuestros planes; sin embargo, ellos suelen seguir su propio camino, por lo que muchos padres pueden sentirse frustrados, ya que tenemos nuestras propias expectativas muy relacionados a nuestros guiones, creencias y costumbres, que forman parte de nuestro ser y que son muy distintas a los de ellos; por tanto, nos queda admitir que muchas veces nuestros comportamientos se deben a algunas carencias, de sentirnos incompletos, de nuestras necesidades internas y de nuestros ego. Entonces, es allí donde llegamos a mentirnos a nosotros mismos, diciendo que nos sacrificamos por ellos, damos la apariencia que estamos haciendo algo por nuestros pequeños y nos centramos en la cultura del miedo, esperando que nuestros hijos nos obedezcan, y si no cumplen nuestras reglas, entonces utilizamos el castigo, cuando en realidad, se trata de la expresión de nuestro ego. Esto se debe a que muchas veces nos decimos a nosotros mismos que lo hacemos por ellos, que es por su bien, pero la verdad es que debemos comprender que el control sobre nuestros hijos no funciona, que en realidad es la expresión de nuestro propio ego y de todos los planes y expectativas que llevamos dentro.

¿Por qué no llegamos a admitir que tenemos hijos para nosotros mismos?, gran parte del tiempo creemos que están para cumplir con nuestros profundos anhelos, y que la paternidad empieza y termina con nuestras razones cargadas de ego. Creemos que no deberíamos tener razones egoístas, pero muchas veces el papel de padre o madre abnegado, héroe o santo, tiene un propósito, que es el de equivocadamente, darnos derecho a que nos obedezcan sin lugar a reclamos.

Por todo lo mencionado, debemos ser conscientes que, para que dicho paradigma del control cambie, depende únicamente de nosotros mismos, y una pregunta muy importante a responder sería ¿Por qué te convertiste en padre o madre?

Ten en consideración, que la crianza de nuestros hijos no es enfocarse en ellos, sino en tener conciencia de nuestro propio interior, de nuestras expectativas, de lo que queremos; por tanto, se necesita de valentía para aceptarlo y empezar el camino de la transformación, si bien es cierto, al inicio suele ser muy difícil de aceptar, pero si escuchamos activamente a nuestro ser interior podemos llegar a realizarlo. Por ello, te invito en esta ocasión a llegar a un nivel de compromiso para contigo mismo/a, con el objetivo de definir tus razones para creer que este viaje vale la pena, para ser un padre/madre consciente de sus acciones y si en el camino llega el momento “eureka” donde te das cuenta de algo muy importante, empieces a tomar mejores decisiones para disfrutar de una relación sólida con tus hijos/as. 

Finalmente, te invitamos a responder estas preguntas:

  • ¿Cuál es o era tu visión antes de que fueras madre o padre?

__________________________________________________________________________________________________________________________________

  • ¿Cómo imaginabas que serías como padre/madre?

__________________________________________________________________________________________________________________________________

  • ¿Cómo imaginabas que serían tus hijos?

__________________________________________________________________________________________________________________________________


Por: Wilbert Tomás Barzola Huamán

Fundador Excelentemente
Decano del Colegio Médico del Perú Consejo Regional IV – Huancayo
Docente de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional del Centro del Perú
Docente de la Facultad de Medicina de la Universidad Continental
Psiquiatra Clínica Ortega – Huancayo
Psiquiatra del Hospital Nacional Ramiro Priale Priale Essalud – Junín

¿Te gustó este artículo?
¡COMPÁRTELO!

Wilbert Barzola Huaman
Wilbert Barzola Huaman
Por: Wilbert Tomás Barzola Huamán Fundador Excelentemente Decano del Colegio Médico del Perú Consejo Regional IV – Huancayo Docente de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional del Centro del Perú Docente de la Facultad de Medicina de la Universidad Continental Psiquiatra Clínica Ortega – Huancayo Psiquiatra del Hospital Nacional Ramiro Priale Priale Essalud – Junín

Publicaciones recientes

DÉJANOS UN COMENTARIO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?